El silencio interior


Gracias al silencio interior la vida puede ser escuchada, observada y sentida desde una receptiva nitidez. 

Se despeja la conciencia más allá del velo de la mente, en la dimensión serena y transparente del corazón. 

El silencio interior nos permite estar en el mundo desde un espacio inmaculado y completamente abierto a cada nuevo ahora que acontece. 

El silencio es la escucha consciente, la presencia compasiva sin juicios, la mirada inocente, la apertura incondicional a la vida y a lo que es.

Instante santo


El bosque insinúa sus misterios al buda.
Desvela en el silencio la verdad
del instante presente. Verdad inexpresable,
sentida, profundamente bella, serena y pacífica.
Es la verdad del ser palpitando dentro.
Grande es el corazón que la recibe
y se inclina con humildad y reverencia
ante el instante santo,
allí donde toda dicha se revela.

Entradas al azar

Entradas populares