Identidad y realización

Los procesos mentales no representan lo que somos, son únicamente manifestaciones temporales, impermanentes. Toda identificación, toda realidad concebida como algo que delimito, supone una ficción para la identidad, pues la identidad se identifica en su “desidentificación”, es cuando gana su verdadero nombre, el nombre sin nombre, no coartado, no restringido, el nombre que todo lo nombra, la voz que a toda luz da voz, el sujeto que se mece mezclándose en la conciencia pura e ilimitada, siendo ella, tal identidad en apertura, en toda manifestación que se presenta.

¿Qué sujeto no desea realizar tal liberación? Serlo todo sin obligarse a ser algo en concreto, ser eterno sin cargar con el peso de la eternidad, ser uno y diverso y libre, libre solamente, para andar en el constante encuentro de su libertad. Pues si todo fuera ganado, si algo hubiera que ganar, tendría que haber un final cuando lo ganado es conquistado, pero todo trasciende esa línea, cuando la búsqueda es el camino y el camino es la meta misma. Cuando la realización está siempre aquí mismo, al permitirse ser uno en todo y con todo, el ahora entonces se unifica con la eternidad.

4 comentarios:

Tany Fdez Morales dijo...

Gracias por la claridad y sencillez del artículo, Identidad y realización.

Tany.

Adriana Alba dijo...

José Manuel muy interesante el artículo, y además esclarecedor.
Cuando gustes te invito a visitar mi espacio, el intercambio de comentarios y opiniones para mi resultan sumamente benéficos.

saludos cordiales.

AGUSTIN FERNANDEZ DEL CASTILLO SUARDIAZ dijo...

Hola Jose Manuel,

Creo que la aparición del TESTIGO, ya desde espacios abiertos, infunde a la materia esa levedad del aire y esa aspiración a la libertad de la que hablas en tu articulo.

Un abrazo y a ver cuando se hacer poesias como tú

agustin

Anónimo dijo...

Descubrimos tarde que estamos "aquí". Quizá ayamos caminado muy cerca del sentir de la Tierra, del sobrecogedor silencio de dioses muertos. La pregunta del Oráculo de Delfos se deshizo y, llevada por el viento, se instaló en el silencio del Buda. Una vez más agradecerte cada una de tus palabras.

Entradas al azar

Entradas populares